AL ECUADOR LE SOBRAN PROBLEMAS REALES

AL ECUADOR LE SOBRAN PROBLEMAS REALES

Discutir quién ganó o quién perdió con la consulta popular, a estas alturas, no es más que una pérdida de tiempo. Aunque a la clase política le cueste aceptarlo, la ciudadanía no le dio mucha importancia. El ausentismo rebasó ampliamente el promedio histórico —un preocupante síntoma de hastío— y el desconocimiento acerca de las preguntas fue mayoritario. La breve y parca campaña, el carácter técnico, labioso e hiperespecializado de varias preguntas, y la selección arbitraria y excesiva de temas hicieron de la consulta popular un evento creado por políticos que les interesaba solo a ellos. Concluída esta contienda, bien harían las autoridades del país en volver a poner los pies sobre la tierra. Ecuador atraviesa una profunda crisis que amenaza incluso con consolidarse en un retroceso permanente en las condiciones de vida de la población: no existen mayores avances al respecto de la desnutrición crónica infantil; calidad del agua o acceso, siquiera, a la misma; el sistema de educación produce miles de adultos que apenas pueden llamarse ‘alfabetos’, los servicios básicos son deficientes en las urbes y, casi inexistentes, en ciertas periferias. Tenemos un Estado desfinanciado, descomunales atrasos con proveedores del Estado; experimentamos una nueva ola migratoria que, además, no conjuga las oportunidades en el exterior con el rampante desempleo local. Mientras la ‘nueva’ alta política se vio triunfante y celebró -en plena ley seca- con vista a un campanario capitalino, la consulta quedó atrás y la realidad nos da a todos en la cara. Ahora sí, la ciudadanía necesita ver gente verdaderamente competente al mando y soluciones concretas que mejoren su vida, aunque sea de a poco.

La Fabril se suma al compromiso empresarial por un planeta sostenible en el Día Mundial de la Tierra

En el marco del Día Mundial de la Tierra, celebrado cada 22 de abril, se nos recuerda la imperativa necesidad de proteger nuestro planeta y promover prácticas sostenibles en todos los ámbitos de nuestra vida. Este año, el enfoque recae en el compromiso empresarial y su constante desafío por impulsar acciones con un propósito social y ambiental.

La Fabril, una empresa ecuatoriana que se enorgullece de su compromiso con la sostenibilidad ha asumido este desafío al promover prácticas responsables en su actividad productiva, especialmente en la producción de aceite de palma. Recientemente, ha obtenido la recertificación RSPO (Mesa Redonda sobre Aceite de Palma Sostenible) para sus procesos industriales dentro del Complejo Industrial en Montecristi, un logro significativo que refleja su dedicación a una producción de aceite de palma responsable. RSPO es una organización internacional sin ánimo de lucro que establece normas y criterios para una producción y uso sostenibles del aceite de palma, abordando aspectos ambientales, sociales y económicos relacionados con esta industria.

Contribución empresarial al medio ambiente

En este contexto, es esencial reconocer el papel fundamental que desempeñan las empresas en la protección del medio ambiente y la promoción de prácticas responsables. La Fabril, a través de su compromiso con la recertificación RSPO, ejemplifica cómo las empresas pueden ser agentes de cambio positivo al adoptar prácticas sostenibles en su cadena de suministro.

La certificación RSPO de La Fabril garantiza que las operaciones se lleven a cabo de manera sostenible y de acuerdo con los estándares más exigentes. 

Alejandro Maldonado, Gerente de proyectos y sostenibilidad de La Fabril, destacó: “Esta recertificación es un testimonio tangible de nuestro compromiso con la sostenibilidad y la responsabilidad social en todas nuestras actividades productivas. Seguiremos trabajando diligentemente para garantizar que nuestra producción de aceite de palma siga siendo sostenible y respetuosa con el medio ambiente, y nos comprometemos a continuar cumpliendo con los estándares más altos en el futuro. Gracias a todo nuestro equipo por su arduo trabajo y dedicación para lograr este importante hito”.

Compromiso y alcance

Es importante destacar que esta recertificación aplica para el Complejo Industrial La Fabril en Montecristi y que actualmente nos encontramos en el proceso de recertificación para las empresas del grupo que forman parte de nuestra cadena de valor. Grupo La Fabril tiene una larga trayectoria dentro del RSPO, siendo uno de los primeros grupos agroindustriales de Ecuador en unirse a esta organización mundial. Para garantizar la sostenibilidad del aceite de palma, todos los miembros de la RSPO que adquieren propiedad y producen o manejan productos de palma de aceite deben contar con esta acreditación.

Al promover la sostenibilidad en su actividad productiva, La Fabril no solo incentiva el cumplimiento con los requisitos de la certificación RSPO a lo largo de la cadena, sino que también contribuye a la protección del medio ambiente y al bienestar de las comunidades locales dentro de la misma.

MÁS CRÓNICA

MÁS NOTICIAS

AL ECUADOR LE SOBRAN PROBLEMAS REALES

Discutir quién ganó o quién perdió con la consulta popular, a estas alturas, no es más que una pérdida de tiempo. Aunque a la clase política le cueste aceptarlo, la ciudadanía no le dio mucha importancia. El ausentismo rebasó ampliamente el promedio histórico —un preocupante síntoma de hastío— y el desconocimiento acerca de las preguntas fue mayoritario.

Leer más »
Ecuador

Asesinan a cinco personas en dos ataques armados

En la ciudad de Manta, el distrito más violento de la provincia de Manabí, fueron asesinadas cinco personas en hechos perpetrados al estilo sicariato este lunes, 22 de abril de 2024. Los ataques armados se registraron en menos de cinco horas y en dos populosos sectores de las parroquias Los Esteros y Tarqui.

Leer más »
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore