¿Qué hacer si no le pagaron las utilidades?

El lunes 15 de abril del 2024 venció el plazo para el pago de utilidades en Ecuador. Sin embargo, esta obligación puede no cumplirse en todos los casos ¿Qué debe hacer si la empresa en la que trabaja generó utilidades y no le han pagado? Entre las recomendaciones está buscar una solución a través de un diálogo directo con el empleador. Esto permitirá pedir que las utilidades sean canceladas de común acuerdo, explica Juan Jacobo, abogado procesalista. 

Si con ese primer intento el empleador se niega a pagar se puede colocar una denuncia, sin costo, en el Ministerio de Trabajo. Además se puede presentar la demanda para la solicitud del pago con un juez de lo laboral de la Unidad Judicial. La duración de este proceso dependerá de qué tan rápido se cite al empleador. Es importante tener en cuenta que presentar esta demanda no puede ser motivo de despido.

 Además, para el cálculo de utilidades no se toma en cuenta el cargo ni el sueldo que el trabajador recibe sino el tiempo que laboró en la empresa. El pago de utilidades obedece al 15% de la utilidad contable obtenida por una empresa durante el año fiscal. En Ecuador, las empresas deben entregar este beneficio a sus trabajadores en el mes de abril, caso contrario serán multadas. El experto tributario Felipe Montalvo detalla que este beneficio lo reciben todos los trabajadores de las empresas privadas con fines de lucro que generaron ganancias a lo largo del año. El pago de utilidades se lo puede hacer hasta el 15 de abril. 

El pago se calcula un 10% para los trabajadores y el 5% se reparte para las cargas familiares. Es decir, para quienes tengan hijos menores de 18 años, hijos con cualquier tipo de discapacidad y cónyuges o convivientes en unión de hecho. Según el artículo 102 del Código del Trabajo, las utilidades se pagan en función del tiempo laborado. Por ejemplo: si trabajó un año completo tiene derecho al 100% de las utilidades. Si trabajó menos tiempo se realiza un cálculo proporcional.

MÁS NOTICIAS

EDITORIAL

EL PESIMISMO TENDRÁ QUE PASAR DE MODA

La lucha contra la desnutrición crónica infantil fue uno de los programas emblemáticos del gobierno del presidente Guillermo Lasso. Desgraciadamente, la pompa excesiva que se hizo de la iniciativa y, a la vez, el marcado interés de la nueva administración

Leer más »
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore